Vinos

Tinto joven de gran intensidad colorante. Muy aromático, flexible y con sabor a frutas maduras. En boca es fresco, con volumen, muy equilibrado, con un postgusto largo.

tinto
cariñena (mazuelo)

Vino muy afrutado y con tonos vainillas que dan una estructura compleja y sabrosa.

tinto

Vino tinto con color rojo intenso,notas de fruta roja madura, golosinas, balsámicos y especiados con toque de vainilla. Buena acidez y taninos suaves con un final redondo y largo aunque fresco.

tinto

Color cereza picota oscuro, muy intenso y brillante, con ribete granate. En nariz domina su carácter vegetal junto con los aromas de regaliz negra, especias y notas tostadas. En boca el ataque es dulce y suave, y contrasta con un gran volumen, carnosidad, untuosidad y notas rugosas. Madera bien integrada. Gran persistencia.

tinto
cariñena (mazuelo)

De color intenso. En nariz presenta un buen equilibrio entre los tonos a vainilla y fruta madura. En boca destacan las notas de frutos rojos. Suave paso al paladar debido a los taninos finos, que contribuyen a alargar la vida de este vino joven.

tinto
garnacha tinta
Ronadelles S.L.

Vino con un notable equilibrio entre fruta y madera, con una elevada riqueza aromática y complejidad.

tinto

Es un vino que expresa muy bien las virtudes de la DO Montsant. Aromas de fruta y sotobosque y en boca buena acidez y carácter.

tinto

Color rojo intenso con tonos azulados. Muy glicérido. En nariz, alta intensidad, franca y limpia. En boca, entrada fresca y buena evolución debido a la concentración de taninos, suaves, que desembocan en un final largo. De entrada, por su frescura, predominan las frutas rojas. Cuando empiezan a aparecer los taninos se imponen los balsámicos y al final se juntan los sabores a frutos rojos, el chocolate y la vainilla que dan como resultado un postgusto largo e intenso.

tinto

Se trata de un vino tinto de capa alta, limpio y brillante, con buena formación de lágrima (tintada), de color cereza picota con los ribetes violáceos. Olfativamente es muy complejo, muy cambiante a medida que le damos tiempo en decantador o dentro de la copa, con predominio de una fruta muy fresca, roja y negra de bosque (fresita, moras, ciruela) bajo un fondo balsámico (regaliz, eucalipto, menta), ligeramente especiado (pimienta negra, clavo) y hasta toques de crianza (cacao, café, tostados). En boca tiene un ataque suave, con un paso lento, donde la acidez es fresca y equilibrada, y donde las notas a fruta y crianza se entremezclan de forma sutil. El post gusto es muy largo, elegante y persistente.

tinto