Vinos

De un bonito color rojo, la crianza en roble francés lo convierte en un vino de larga vida, muy agradable en boca, bien estructurado, los aromas acentuados como los mismos riscos de Siurana que elevan los viñedos a más de 800m de altura.

tinto

Vino tinto joven. Regaliz, hierbas mediterráneas, cerezas. Vino elegante, fácil de beber y de cuerpo medio.

tinto

Color cereza-picota muy brillante. Aroma intenso y muy afrutado. En boca es equilibrado, afrutado y carnoso, buen recorrido, convida a beber más. Vino con personalidad y carácter.

tinto

Brillante color cereza intenso con ribete morado. Aromas complejos, amplios y muy expresivos. La nariz persigue un equilibrio entre notas cálidas por parte de la fruta y el recuerdo del suelo, balsámico, sotobosque, integrados tostados y chocolate. Entrada en boca intensa, potente y aterciopelada con un paso concentrado y carnoso. Buena estructura, fresco, concentrado y equilibrado. Taninos maduros y muy integrados. Final muy largo y persistente

tinto

Color granate muy intenso, capa muy cubierta, opaca, con reflejos violáceos intensos, lágrima con mucho color. En nariz destacan los aromas marcadas de crianza, cedro, eucalipto y tostados, que van dejando paso con el tiempo a frutas muy maduras y licores de cereza. Vino intenso y complejo. A nivel gustativo tiene una entrada muy contundente. Equilibrio acidez-tanicidad muy correcto, recuerdos de vainilla y frutas rojas en el postgusto. Taninos muy potentes que evolucionan con el tiempo.

tinto

La Carrerada 2009, con un color oscuro y a la vez luminoso, este mazuelo desprende en aromas una buena complejidad, olor de regaliz y mineralidad se acompañada por un conjunto de frutas negras como las moras y las ciruelas. En boca es ágil, fresco, largo y con una buena carga tánica, que nos anticipa una buena vida.

tinto
cariñena (mazuelo)
Orto Vins, SCP

Verás un vino de un rojo cereza muy intenso, con reflejos violáceos, limpio y brillante. Si lo hueles aparecerán aromas de fruta madura: fresas, grosellas, moras... Después encontrarás los tonos de la barrica: torrefactos, vainilla, canela e incluso un punto balsámico de eucalipto y menta. Cuando lo pruebes notarás un vino denso, con los taninos marcados en su punto óptimo, un punto ácido muy bien acertado y un final muy largo y muy agradable.

tinto

Color cereza picota con tonalidades violáceas. En nariz sobresalen los aromas a fruta negra, con toques balsámicos, cacao, y minerales. En boca es fresco, notas de roble, mentolados, tanicidad agradable, y postgusto especiado.

tinto

La complejidad aromática es el principal motivo por el cual Coelum es diferente a los otros vinos. Quizás en un primer momento no encontramos una expresividad elevada, pero pasados ​​una minutos podremos disfrutar de su explosividad y variedad aromática de especias, crema, café, mineralidad... Es igualmente recomendable apreciar más aromas cuando la botella está a punto finalizarse. En boca su entrada es muy agradable, con buen cuerpo, excelente estructura y untuosidad, fresco y elegante, de largo postgusto.

tinto

De color encarnado, encendido, de capa intensa. De inicio, aromas de flores de primavera. Notas minerales, grafito. Grosellas, cerezas y arándanos. Intensidad y sutileza. En boca tiene toques especiados ligeros y ahumados nobles. Vino carnoso, espeso, compacto. Frescura persistente y larga viveza.

tinto